Enero 17, 2012

Se presentaron en Tel Aviv las “Becas Raoul Wallenberg 2012″

Coincidiendo con el 67º aniversario de la desaparición de Raoul Wallenberg y en el marco del 100º aniversario de su nacimiento, la Fundación Internacional Raoul Wallenberg y la Casa Argentina en Israel – Tierra Santa, en colaboración con los Amigos de Suecia de la Universidad de Tel Aviv, entregaron las “Becas Raoul Wallenberg 2012″ a dos estudiantes sobresalientes de posgrado de la Universidad de Tel Aviv (UTA). Se trata de Orna Carmel (estudios judíos) y Yehonathan Alsheh (Estudios Históricos). Orna Carmel estudia para la obtención del doctorado en el Programa del Departamento de Estudios Judaicos de la Universidad de Tel Aviv. Su tésis trata sobre “La percepción en Israel de los esfuerzos de los daneses para salvar vidas durante el Holocausto”. Asimismo, Yehonathan Alsheh hace su doctorado en la Escuela de Estudios Históricos de la UTA, centrado en “los debates internacionales y la política que condujeron a la Convención sobre el Genocidio de las Naciones Unidas, 1944-1948″.

La profesora Dina Porat , jefa de la cátedra Alfred P. Slaner para el Estudio del Antisemitismo Contemporáneo y el Racismo, y hasta ahora directora del Instituto Stephen Roth, actuó como maestra de ceremonias.

Entre los expositores se encontraban el profesor Joseph Klafter, Presidente de la UTA; la embajadora de Suecia en Israel, Elinor Hammarskjold; el profesor Peter Seideman, Presidente de los Amigos de Suecia de la UTA; el profesor Raanan Rein, miembro Titular del Comité de Selección del Premio Wallenberg; Max Grunberg, activista en la búsqueda del destino de Raoul Wallenberg y Naomi Gur, sobreviviente del Holocausto, salvada por Raoul Wallenberg.

En nombre de la Fundación Wallenberg, Eli Yossef presentó una ponencia titulada “La importancia de enseñar el legado de Wallenberg: Cuando la compasión se eleva a la Pasión”.

Danny Rainer, director de las oficinas de Jerusalén de la FIRW, entregó el premio a Yehonathan Alsheh, mientras que la profesora Porat hizo lo propio con Orna Carmel.

En su discurso de clausura, la profesora Porat leyó un poema de Nathan Alterman, titulado “La lengua sueca”.