Noviembre 13, 2003

Embajador alemán y FIRW en la Catedral Metropolitana

Para recordar el 65º aniversario de ”La Noche de los Cristales” , el embajador de la República Federal de Alemania, Rolf Schumacher, visitó el Mural que recuerda a las víctimas del Holocausto, instalado en la Catedral Metropolitana. El embajador Schumacher leyó una declaración alusiva. La visita fue organizada por la Fundación Internacional Raoul Wallenberg gracias a la cooperación del Padre Jorge Junor, Rector de la Catedral.

Por primera vez en la historia un embajador alemán visitó un recordatorio a las víctimas del Holocausto instalado dentro de un templo cristiano.

Entre la numerosa asistencia estuvieron el Jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Anibal Ibarra; el General Martín Balza; el Presidente de la DAIA, José Hercman; la Directora de Derechos Humanos de la Ciudad de Buenos Aires, Gabriela Alegre; el Director del Instituto Goethe, Rudolf Barth; sobrevivientes del Holocausto, representates comunitarios y una numeroso delegación de alumnos del Instituto Fátima, de Martinez.

Fue leída una carta enviada especialmente desde Nueva York por el fundador de la FIRW, Baruj Tenembaum y a continuación el embajador Schumacher dió lectura a un discurso alusivo a la ocasión. Para finalizar el Dr. Natalio Wengrower describió a todos los presentes las características del Mural.

El Mural es una pieza artística de 1,80 x 1,20 producida por el prestigioso orfebre Carlos Pallarols. Fue inaugurado en abril de 1997 por el ex Primado de la Argentina, Cardenal Antonio Quarracino, a instancias de una idea de Baruj Tenembaum, Presidente de la Fundación Internacional Raoul Wallenberg y recientemente premiado por el Capitolio de los Estados Unidos. La FIRW es una ONG educativa fundada en Argentina dedicada a la defensa de las libertades individuales.

En Berlín. en marzo de 2001, Tenembaum le adelantó al Presidente de Alemania, Johannes Rau, la idea de instalar un réplica del Mural en la capital alemana. El proyecto de materializará en el curso de 2004 cuando una iglesia berlinesa aloje en su interior un doble exácto del recordatorio. La iniciativa cuenta con los auspicios y la colaboración de las máximas autoridades de la Iglesia Evangélica Alemana (EKD), principal organización religiosa de Alemania.

Descubierto en 1997 por el Premio Nobel de la Paz, Lech Walesa, el Mural exhibe, entre otros documentos, hojas de libros de rezo rescatadas de las ruinas de los campos de concentración de Treblinka y Auschwitz así como del gueto de Varsovia. Hay también una partitura del Kadish (oración por los muertos) y las portadas de dos libros: uno, de fábulas en idisch hallado entre los escombros de la AMIA y otro, del Libro de Samuel encontrado durante la búsqueda de sobrevivientes, horas después del estallido en la sede diplomática israelí de Buenos Aires. Hay, también, un ejemplar de la Hagadá de Pesaj, rescatado de un campo de concentración en la zona de Toulouse (Francia) en 1942.

En 1998 el Correo Argentino, a instancias de una idea del vicepresidente de la FIRW, Dr. Natalio Wengrower emitió un sello conmemorativo del Mural que es la única estampilla argentina que tiene inscriptas letras del alfabeto hebreo.