Agosto 13, 2012

Un grupo ofrece 500.000 dólares por información de Wallenberg

Fuente de prensa:

La Fundación Internacional Raoul Wallenberg financia recompensa por información sobre el hombre que rescató a 1000 de los judíos durante el Holocausto.

La Fundación Internacional Raoul Wallenberg ha incrementado la recompensa por la información que conduzca al paradero de Raoul Wallenberg, que salvó a miles de judíos durante el Holocausto, y su chofer, Vilmos Langfelder.

Hablando desde Tel Aviv por teléfono con el Jerusalem Post el domingo, Danny Rainer, el jefe de la oficina de Jerusalém de la fundación, dijo que aumentó la recompensa de 100.000 euros (unos US $ 123.000) a 500.000 dólares ya que donantes anónimos contribuyeron con los nuevos fondos. La fundación anunció la recompensa € 100.000 hace dos meses en Moscú, dijo.

El nuevo impulso para obtener información sobre el diplomático sueco y su conductor coincide con el 100 aniversario del nacimiento de Wallenberg el 4 de agosto.

Rainer dijo que la fundación busca “preservar la investigación y el legado de Wallenberg”, y de los judíos y no judíos que arriesgaron sus vidas durante el Holocausto para salvar judíos.

La semana pasada, Baruj Tenembaum y Eduardo Eurnekian, fundador y presidente de la Fundación Internacional Raoul Wallenberg respectivamente, se reunieron con el Secretario General Ban Ki-moon y con el Embajador Jan Eliasson, Secretario General Adjunto de las Naciones Unidas, en la sede de la ONU de Nueva York. Hablaron del incremento de la cifra de la recompensa con Eliasson.

Tenembaum es un hombre de negocios argentino-judío y Eurnekian es un empresario argentino de origen armenio.

Raoul Wallenberg salvó miles de vidas en Budapest durante el Holocausto, entre ellos la de Tom Lantos, quien más tarde se convirtió en un congresista EE.UU., y co-fundador de la fundación.

Las fuerzas soviéticas detuvieron a Wallenberg y Langfelder el 17 de enero de 1945. Su destino final aún se desconoce.

Rainer dijo al Post: “Hemos mantenido correspondencia con las autoridades rusas en los últimos años. Alexander Darchiev, entonces jefe-adjunto de la misión en la Embajada rusa en Washington y ahora jefe de la Sección de América del Norte en el Ministerio de Relaciones Exteriores ruso, dijo en 2006 que la responsabilidad “por la muerte del Sr. Wallenberg recae en los dirigentes de la URSS en que tiempo y el José Stalin en persona”. ”

Es “muy poco probable que los soviéticos hayan matado a Wallenberg sin registros”, dijo.

Rainer dijo que los rusos siguen sin permitir el “acceso irrestricto” a sus archivos de inteligencia sobre Wallenberg.